div id='fb-root'/>

miércoles, 20 de diciembre de 2017

CONSEJO REGIONAL DE AYSÉN DEL COLEGIO MÉDICO VETERINARIO DE CHILE ENTREGA INFORME TRAS SU TRABAJO EN VILLA SANTA LUCÍA

Como Consejo regional Aysén del Colegio Médico Veterinario de Chile A.G lamentamos profundamente la pérdida de vidas humanas en la catástrofe ocurrida en la localidad de Villa Santa Lucía, apenas nos enteramos de lo ocurrido acudimos a la emergencia para apoyar desde nuestro ámbito.

Previa coordinación con el comité de emergencias del Colmevet, se recibieron reportes desde la Junta emitidos por la Dra. Karina Kramm, Médico Veterinaria, que se encontraban aproximadamente 10 pacientes caninos con lesiones y quemaduras. Con estos antecedentes  viajó a la zona desde Coyhaique el colega Dr. Alejandro Llanos Medel, Médico Veterinario, como una avanzada para tratar a estos pacientes, evaluar la situación y solicitar los recursos necesarios para la contingencia de una manera racional y en base a las necesidades específicas de la emergencia.

Los reportes posteriores del colega Alejandro Llanos determinaron que no existían caninos lesionados, y un solo espécimen felino que presentaba lesiones ya había sido atendido por el  Dr. Bryan Castro, Médico Veterinario quien se encontraba realizando un operativo de esterilización en Palena al momento del aluvión y asistió a la emergencia desde el comienzo.

Con estos reportes un equipo del Colmevet regional destinó dos vehículos de emergencia con insumos suficientes para atenciones de baja complejidad, y jaulas de transporte para derivar a centros de atención veterinaria en la ciudad de Coyhaique a todos los pacientes pequeños animales que pudiesen aparecer lesionados en horas posteriores de la emergencia.

El colega Alejandro llanos fue relevado, por los colegas Jocelyn Siede y Nicolás Pérez, los que al momento de arribar a la villa constataron que los reportes de Alejandro no variaron, y no se necesitaba asistencia para animales mascotas de la villa. En conversación con el  Dr. Castro se nos informó que se encontraban 8 terneros rescatados del barro que necesitaban tratamientos, en lo que se les presto colaboración. Además el Dr. Castro informó de 8 animales bovinos y 2 equinos atrapados que aún no eran rescatados, dado que el helicóptero no contaba con medios de sujeción suficiente para la tarea.

El grupo de carabineros Esadcar de caninos de búsqueda se nos acercó para solicitar insumos básicos de curaciones, indicaron que con la rapidez de la respuesta no alcanzaron a cargar el equipo completo. Se les ofreció colaboración con parte de los insumos llevados entregándoles, suero fisiológico, gaza estéril, mascarillas desechables, guantes de examinación, platos para perros, y alimento.
Los funcionarios que recibieron esta donación fueron el Sargento 1° Vejar y el cabo 1° Morales.
Los funcionarios de carabineros informaron no conocer la existencia de perros o mascotas lesionadas, pero sí que en sus labores de búsqueda encontraron cadáveres de perros calcinados entre los restos del incendio.
Personal de la Onemi nos informó del pronto arribo de un par de ejemplares equinos que estaban siendo sacados del barro con helicóptero, acudimos a la pista de aterrizaje y en conjunto con el Dr. Castro procuramos la recuperación de ambos equinos. Uno se  incorporó sin mayores inconvenientes, sin embrago el otro necesito asistencia de varias personas para ponerse de pie. Ambos fueron examinados y salvo una leve hipotermia se encontraban al momento en buen estado de salud, quedando de pie pastando, sin alteraciones al examen clínico general.

El Dr. Castro nos indicó que un grupo de turistas en la zona se encontraban en posesión de un Martin Pescador lesionado, el cual solicitamos para ser entregado a personal del Servicio Agrícola y Ganadero, no nos fue posible contactar personal del SAG en la villa, por lo que lo trasladamos hacia la Junta, donde tampoco encontramos personal del SAG, en consulta al comité de Emergencia del Colmevet se nos indicó trasladarlo a un centro de rescate, pero al no existir uno en la Región se nos pidió trasladarlo a oficinas del SAG en Coyhaique, lo que se concretó con posterioridad, quedando el ave bajo su cuidado.

Terminado el día domingo nos retiramos a la ciudad de la Junta con la intención de retornar a la villa Santa Lucia al día siguiente, lo que no se pudo concretar ya que esta fue declarada zona de exclusión donde ninguna persona ajena a los equipos de emergencia podía entrar. Sin claridad de cuando se levantaría esta medida y con la premura de llevar al ave a un centro de rescate lo antes posible, retornamos a la ciudad de Coyhaique el día lunes. Conociendo que aún quedaban 8 animales bovinos atrapados en el barro, sin poder realizar seguimiento a los animales ya rescatados que pudiesen presentar patologías en los días posteriores.

Debemos destacar que el mayor aporte en solución de problemas, recabar información y evaluar a los animales en la zona, la realizó el colega Dr. Bryan Castro, su desempeño y labor realizada es digna de reconocimiento.



0 comentarios :

Publicar un comentario